fbpx

Los gusanos de colores revolucionaron la industria de los juguetes

Los gusanos de colores revolucionaron la industria de los juguetes

Uno de los principales inconvenientes con los juguetes desde el inicio era el precio de los mismos y es que claro, merece la pena que nos pongamos en el lugar de los fabricantes: Se tienen que invertir muchos recursos para obtener un dispositivo pequeño, resistente y que además resulte atractivo y entretenido para los niños y también para los adolescentes. Ahora bien, en la historia reciente podemos encontrar algunos ejemplos de juguetes que no fueron particularmente costosos pero que lograron marcar a la población infantil de una manera extraordinaria. Nos queda claro que a veces la respuesta reside en la simplicidad.

Los gusanos de colores tienen un lugar especial en el corazón de los más pequeños del hogar y hasta el día de hoy todavía nadie tiene claro quién fue el creador de estos pero seguramente que no esperaba que tuvieran tanto éxito. Literalmente se trata de una especie de resorte que resulta adictivo para quienes lo manipulan.

Durante sus inicios los gusanos de colores podían ser encontrados solamente en los parques de diversión pero más adelante fue factible que los mismos fueran hallados incluso en tiendas que estaban especialmente dedicadas a venderlos. Los padres apreciaban mucho este juguete porque era uno de los más económicos.

Con los gusanos de colores podías hacer pulseras para las manos, podías usarlos como si se tratara de una bufanda y no solamente eso sino que si contabas con una escalera en tu casa podías hacer competencias para decidir quién tenía el gusano más rápido. De verdad que era posible pasar horas jugando con ellos.

De acuerdo con los conocedores del tema en la actualidad todavía hay muchos quienes se divierten con los gusanos de colores pero lo que ocurre es que nadie está dispuesto a invertir en publicidad para un juguete tan viejo. Los gusanos de colores eran los mejores.