“Así es el rock and roll cariño”: Los cinco mejores videojuegos rockeros de la historia

El mundo de los videojuegos mantiene géneros de todo tipo. Desde deportivos, acción o aventura, cada una de las escenas posee títulos que se convierten en clásicos para los amantes del entretenimiento. Y hay un género muchas veces olvidado, pero que nos ha sacado grandes alegrías como para hacerle una nota: el género musical, pero, especialmente, los relacionados al rock.

Muchos jóvenes y adolescentes han crecido con el deseo de aprender un instrumento musical y estar en una banda. Ante las dificultades, los videojuegos han sido los principales transmisores de este sentimiento y han logrado sentirnos como verdaderas estrellas de rock.

A raíz de cierta frase infame, te dejamos con cinco videojuegos que hicieron historia gracias a este género: 

5: Mega Man X5

El quinto juego de la serie X no nos muestra un videojuego netamente de música, pero nos muestra un “huevo de pascua” muy inusual. En la versión estadounidense del título, los Mavericks, robots y jefes finales, mantienen referencias en sus nombre a la legendaria banda Guns N’ Roses:

  • Grizzly Slash – Slash
  • Squid Adler – Steven Adler
  • Izzy Glow – Izzy Stradlin
  • Duff McWhalen – Duff McKagan
  • The Skiver – Michael Monroe
  • Axle The Red – Axl Rose
  • Dark Dizzy – Dizzy Reed
  • Mattrex – Matt Sorum

4: Brutal Legend

Allá por el 2009, el famoso actor Jack Black le dio la imagen y voz a Brutal Legend, un videojuego de aventura y estrategia de Electronic Arts. En él encarnamos a Eddie Riggs, un vocalista de Heavy Metal que desvirtúa al género en una clara burla a “las poses”. Llevado a otro mundo, Eddie tendrá que enfrentarse a distintos dioses del metal como Rob Halford (Judast Priest) o Lemmy Kilmister (Motorhead) con una guitarra en mano.

3: Rock N’ Roll Racing

Un juego clásico del SNES llega al ranking. Saltando desde 1993, Rock N’ Roll Racing nos inmiscuye en pistas de carreras con grandes éxitos del rock de fondo musical como “Paranoid” (Black Sabbath) o “Born to be Wild” (Steppenwolf). Lo frenético se unía a lo espectacular del soundtrack creando un título de Blizzard que no soportó el pasó del tiempo, pero que se convierte en un sugerido si regresas a la mítica consola.

2: Rock Band

Desarrollado por la antigua realizadora del siguiente videojuego en la lista, Rock Band logró crear una franquicia musical que no solo se basaba en ser un ídolo de la guitarra, sino que buscaba que amigos se reúnan en una banda virtual con todos los instrumentos. Con entregas dedicadas exclusivamente a bandas como The Beatles o Green Day, Rock Band se forjó como el título especial para cuando el deseo de ser músicos no solo era personal, sino colectivo en tu grupo de amigos.

1: Guitar Hero

En PlayStation 2, apareció la franquicia más reconocida de este subgénero: Guitar Hero. De la mano de Harmonix y Activision, el videojuego irrumpió el mercado y nos brindó la oportunidad de ser unos dioses de la guitarra con un mando especial en forma del instrumento con botones que simulaban notas y acordes. Junto a canciones de renombre histórico y personajes como Slash, Guitar Hero se convirtió en el videojuego musical más exitoso de su época, logrando simular a cabalidad conciertos de rock. De toda la saga, la favorita de muchos es Guitar Hero 3: The Legends of Rock.

¿Cuáles recuerdas tú?

Comentarios de Facebook