La mejor carta de divorcio, te dejará sin palabras!

Querida esposa, te escribo esta carta para decirte que me voy para siempre. He sido un buen hombre durante estos 7 años y no tengo nada que demostrar.

Estas 2 últimas semanas han sido un infierno. … tu jefe me llamó para decirme que renunciaste a tu trabajo hoy y eso fue el colmo.

La semana pasada, viniste a casa y no notaste que tenía un nuevo corte de pelo, había preparado tu comida favorita y más aún llevaba un nuevo par de calzoncillos de seda.

Comiste en 2 minutos, y te fuiste directamente a dormir después de ver todas tus novelas. No me dices que me quieres, no quieres sexo o cualquier cosa que nos une como marido y esposa. Ya sea que me estés engañando a mí o que ya no me quieras, en cualquier caso, ya no estoy.

Tu ex marido P.S. No trates de encontrarme. Tu hermana y yo nos fuimos a West Virginia juntos! Que tengas una gran vida!

-Respuesta: – Querido Ex-Marido: Nada ha hecho más feliz mi día más que recibir su carta. Es cierto que tú y yo hemos estado casados durante 7 años, lo de un buen hombre está muy lejos de lo que has sido.

Miro tanto mis novelas porque ahogan tu lloriqueo constante y quejas. Lástima que ya no funcionan.

Me di cuenta el nuevo corte de pelo la semana pasada, pero lo primero que me vino a la mente fue “¡Te ves como una chica!”… Y bueno, mi madre me crio de tal forma que es mejor no decir nada si no puedes decir algo bueno, por eso yo no comente. Y cuando cocinaste mi comida favorita, debiste haberme confundido con mi hermana, porque yo dejé de comer cerdo hace casi 7 años.

Acerca de los nuevos calzoncillos de seda: Me alejé de ti, porque todavía tenían puesto el precio de $ 49.99 y fue una coincidencia grande que mi hermana me pidiera prestado 50 dólares por la mañana.

Después de todo esto, yo todavía te amaba y sentía que podíamos solucionarlo. Así que cuando me pegué la lotería por 10 millones de dólares, renuncié a mi trabajo y compré 2 boletos para ir para Jamaica y te dije estaba en vuelo de negocios para poder asimilar bien la noticia y luego darte la sorpresa, pero cuando llegué a casa no estabas.

Todo sucede por una razón, supongo. Espero que tengas la vida que siempre deseaste. Mi abogado me aseguró que debido a la carta que escribiste no recibirás un solo centavo de mí. Así que ¡cuídate!

Firmado, tu ex-esposa, ¡rica y libre!

PD No sé si alguna vez no te dije esto, pero mi hermana Carla nació Carlos. Espero que eso no sea un problema.

Comentarios de Facebook