Desaparece el formato Mp3

Hay que tomar en cuenta que las cosas están diseñadas a la medida para un cierto público y también para una cierta época. Como lo es el caso de los 90’s los amantes de la música pasamos nuestra biblioteca de un montón de casettes a un montón de discos. Y para poder tener una variedad de música disponible para tocar en tu discman era necesario portar tu biblioteca en CD’s de forma.

Luego con la popularización del mp3 pudimos pasar a un solo disco llegamos a almacenar hasta 140 canciones con un promedio de duración de 5 minutos. 70 canciones si eres un melómano y te gusta tener tus canciones en alta calidad. El desarrollo de MP3 comenzó a finales de los años 80 en el instituto alemán Fraunhofer IIS, donde se basaron en una investigación de la Universidad de Erlangen-Nuremberg. Aunque hay códecs aún más eficientes de audio que mp3 hoy en día.

Este último muy popular entre nosotros los usuarios finales, los consumidores. Sin embargo, los medios de comunicación de hoy en día, tales como streaming, televisión o radio utilizan más moderno método como lo son el ISO MPEG AAC y sus derivados o en futuro hasta llegaríamos a usar el MPEG Audio-H. Esto en gran medida también co-desarrollado por las tecnologías del instituto Fraunhofer, la cuales ofrecen configuraciones avanzadas y mejor calidad de audio a velocidades de bits mucho más bajos en comparación con el formato MP3.

El 23 de abril, 2017, con la expiración de algunas patentes de mp3, el programa de licencia de Fraunhofer IIS y Technicolor ha terminado.“Agradecemos a todos los licenciatarios para la buena cooperación en las últimas dos décadas. Ellos han ayudado a hacer mp3 al mundial estándar de facto para la codificación de audio.” Declaro el instituto a través de su página web https://www.iis.fraunhofer.de. En este día, la última de las patentes básicas mp3 se acabó, los cuales desde la década de los noventa supervisan el programa de licencias de patentes. Estas patentes eran las que permitían a los dispositivos utilizar los códec y permitirnos escuchar archivos con esta compresión en nuestros aparatos electrónicos favoritos.

El consuelo y lo que nos debe quitar la preocupación de, que le depara a todos los electrónicos que ya compramos, es que básicamente este término de patente, quiere decir que para quienes ya adquirieron la licencia podrán seguir utilizándola, pero ya no habrá cabida para nuevas empresas con tecnologías que deseen contar con la posibilidad de reproducir mp3.

El uso popular del mp3 tiene algunos años más de vida.

Aarón García         Twitter: @aaron_ugp     Instagram: @aaron_ugp

Comentarios de Facebook